LAS NOVELAS MIENTEN

By
Updated: julio 31, 2016

~~Desde hace mucho tiempo, no miro más novelas. Son un engaño. Te muestran solo una parte del mundo de las personas, la parte que quieren mostrarte, y lo único que terminan haciendo es intentarnos convencer de lo lejos que estamos, los mortales, de los personajes del Mundo de Maestro y Vainmann.

Los personajes de las novelas no tienen mal humor al despertar, y lo hacen maquillados. No pierden el bondi cuando van para el laburo, ni los agarra un piquete, ni llegan tarde porque les tocó uno que se limpió en las vías del subte el lunes a las ocho y veinte. No porque sean gente de suerte, ni porque laburen en sus casas. Los personajes de las Novelas no trabajan.

Pero lo que más me aleja del mundo de las novelas, es la estúpida falacia de hacernos creer que los ricos son los malos y desamorados, mientras que los pobres son los que guardan los sentimientos más genuinos del corazón, situaciones que sabemos (aunque no quede bien expresarlas en el Mundo de las Novelas) no son siempre del todo así…

Tal vez sea cierto lo que dijo algún conocido autor, acerca de que todas las Novelas son una sola, Cenicienta, y que lo que cambia es la coyuntura en la que se relata esa única Historia de Amor. Pero por qué habría que darle la derecha, si la vida misma (más allá de la Caja Boba) se empeña en demostrarnos, todo el tiempo lo contrario… ~~

Son pocas las chances que tenemos los que alguna vez caímos rendidos en el mundo de las novelas, de no asociar a una de ellas, el partido que esta tarde disputarán en la lejana pero tan cercana Provincia de Formosa, El Más Grande frente al ascendente Sportivo Rivadavia.

La mesa parece estar servida para que cualquier neutral peque de espectador de las de Abel Santa Cruz, y embadurnado por los relatos de lucha de clases enfrentadas por amor, se ponga del lado del más débil, que sin ningún lugar a dudas es el Brescia de Venado Tuerto.

Pero dejame que te cuente, antes de caer en las garras de cualquier libretista de Pol-Ka, que el juego de esta tarde es histórico, no solo para los dirigidos por el Anguila Gutiérrez, sino también para las Millonadas Millonarias, quienes lejos de ponernos en Patrón de Estancia frente a los humildes santafesinos, tenemos la obligación de lamer muestras heridas (que las tenemos, y vaya que tardan en cicatrizar) para fortalecernos de cara a lo que vendrá.

El partido es una trampa, porque la distancia entre las Categorías así lo quiere. Si River le hace cuatro en media hora, se los habrá hecho a nadie, y si no se los hiciera, y el partido empezara a complicarse, seguramente rondará por nuestras novelescas mentes, la sensación de que, una vez más, la Clase Obrera puede ir al Paraíso…

La temporada de River empieza esta tarde, y la mejor manera de comenzarla es con una victoria, contundente desde el resultado pero especialmente desde el juego, que nos permita posicionarnos en el lugar que nos corresponde por derecho propio (ya que en más de 100 años de Historia, nadie Nunca nos regaló nada).

Que esta tardenoche que, sin ningún lugar a duda quedará para siempre en el corazón de nuestros ocasionales adversarios, sea el primer peldaño en esta escalera al Cielo que nos llevará, Copa Argentina mediante, en el lejano pero tan cercano 2017, a volver a abrazar y besar en la boca (de una manera tan novelesca como solo puede hacerlo la realidad) a nuestra Amada Libertadores…

Para más publicaciones de nuestro amigo @LocoReCuerdo pueden visitar su Blog: unlocorecuerdo.blogspot.com.ar/